Sexta-feira, 27 de Dezembro de 2013

Nas horas que me pertencem

 

 

 

 

 

 

 

(...) Para él, romántico hasta sentir el estado de dolorosa melancolía que provoca una simple garúa que agrisa el patio, la criatura aquella, con su cara angelical, sus ojos azules y su temprana plenitud, debía encarnar la suma posible de ideal. (...)

 

"Una Estación de Amor",  Cuentos de Amor, de Locura y de Muerte de Horacio Quiroga, Editorial Losada

 

 

 

 

publicado por C. às 13:48
link do post | comentar | ver comentários (2) | favorito
|
Quinta-feira, 26 de Dezembro de 2013

...

publicado por C. às 13:38
link do post | comentar | favorito
|
Quinta-feira, 19 de Dezembro de 2013

BERGMAN (so there)

publicado por C. às 11:01
link do post | comentar | ver comentários (2) | favorito
|
Quarta-feira, 11 de Dezembro de 2013

METAMORFOSE ARTIFICIAL, 1946

publicado por C. às 13:05
link do post | comentar | ver comentários (4) | favorito
|
Domingo, 8 de Dezembro de 2013

dos que sonham sonhos colectivos



La existencia es tan terrible, se sufre tanto. Generalmente en el mundo en que vivimos el sueño es una espécie de compensación simbólica sin el cual el hombre puede marcharse a la locura. La ficción es un sueño muy particular...

 

publicado por C. às 19:20
link do post | comentar | ver comentários (2) | favorito
|
Sexta-feira, 6 de Dezembro de 2013

Nas horas que me pertencem

(…) Hace anos, en los tiempos de la facultad, estudié que las palabras constan de significante y significado. Pues bien, el significado de su nombre, la parte que me corresponde, segura­mente más opuesta que complementaria a la del antiguo brigada, se amontona en estas páginas. Todo se reduce a un sin sentido habitual: alguien que creía en la existência de la felicidad y que intentaba ser feliz, que fracasó en la senda del orden y buscó caminos heterodoxos, que confundió finalmente felicidad y heterodoxia. Para quê, entonces, escribir, actuar, pintar, deleitar-se con la música o estudiar filosofia, si, al margen de la habilidad artística, del producto esté­tico o de la fuerza intelectual, no había en ello más aliciante ni provecho que saber filosofia, concurrir a la dilatación inócua de las ondas, trasladar al vacío los perfiles de la realidad, representar la mentira de otras aflicciones o enganarse con sucedâneos del espíritu, esto es, recrearse en la sangre de la herida, acercarse a formas y apariencias que, por mucho esmero que se ponga en el ejercicio de la suplantación, jamás equivaldrán a lo que trasciende al cuerpo y la matéria? Para quê empeñarse en paraí­sos si, como aseguraba con razón Leopardi, la felicidad es lo que tenemos antes de empezar a buscarla, si, según Camus, no ganaremos nuestra felicidad a fuerza de símbolos, si, en defi­nitiva, los hombres mueren sin haber sido felices? No hay solución más especificamente hu­mana que ser fiel hasta la muerte.(…)

 

Campo de Amapolas Blancas de Gonzalo Hidalgo Bayal, Tusquets Editores, pp. 95-96

publicado por C. às 09:00
link do post | comentar | favorito
|

...

publicado por C. às 08:55
link do post | comentar | favorito
|
Terça-feira, 3 de Dezembro de 2013

Nas horas que me pertencem

Mi vida?! no es un continuum! (No está tan solo dividida por el día y la noche en mitades blancas e negras! Porque también durante el día vive junto a mí otro que va a la estación, que está sentado al escritorio de la oficina, que hojea libros, que se pasea por los campos, que copula, charla, escribe, piensa en mil tonterías, abanico que se desarticula con todas sus imágenes, que corre, que fuma, que defeca, que escucha la radio e que dice: «señor Jefe de Distrito»: that’s me!): una sucesión de instantáneas rutilantes,

No, ciertamente mi vida no es un continuum!: de esta suerte discurre mi vida, de esta suerte discurren mis recuerdos (como alguien que tambaleante ve aproximarse la tormenta nocturna):

Un fogonazo: se manifiesta una desnuda casucha que hace muecas en medio de los arbustos de color verdín: la noche.

Otro fogonazo: espectrales rostros blancos de pesadilla, lenguas que hacen de badajos, dedos que se convierten en dientes: la noche.

Otro fogonazo: miembros de árboles que se yerguen; aros que juegan con niños; mujeres que se acuclillan, muchachas que hacen travesuras con la blusa abierta: la noche!

Otro fogonazo: Yo, ay, noche!!

Pero no puedo sentir mi vida como una majestuosa cinta que se desenrolla suavemente: No, no soy capaz de sentirla así! (Tendría que dar las razones).


“Momentos de la vida de un fauno” in Los hijos de Nobodaddy de Arno Schimdt, Debolsillo, p.28

publicado por C. às 22:57
link do post | comentar | favorito
|

.pesquisar

.arquivos

. Abril 2017

. Março 2017

. Fevereiro 2017

. Janeiro 2017

. Setembro 2016

. Agosto 2016

. Julho 2016

. Fevereiro 2016

. Janeiro 2016

. Dezembro 2015

. Novembro 2015

. Outubro 2015

. Agosto 2015

. Julho 2015

. Abril 2015

. Março 2015

. Fevereiro 2015

. Janeiro 2015

. Outubro 2014

. Agosto 2014

. Julho 2014

. Junho 2014

. Abril 2014

. Março 2014

. Fevereiro 2014

. Janeiro 2014

. Dezembro 2013

. Novembro 2013

. Outubro 2013

. Setembro 2013

. Agosto 2013

. Julho 2013

. Junho 2013

. Maio 2013

. Abril 2013

. Março 2013

. Fevereiro 2013

. Janeiro 2013

. Dezembro 2012

. Novembro 2012

. Outubro 2012

. Setembro 2012

. Agosto 2012

. Julho 2012

. Junho 2012

.tags

. todas as tags

.links

blogs SAPO

.subscrever feeds